BIENVENIDO

“…EN LA PERSECUCIÓN FINAL CONTRA LA SANTA IGLESIA ROMANA REINARÁ PEDRO ROMANO, QUIEN PASTOREARÁ A SU GREY EN MEDIO DE MUCHAS TRIBULACIONES. DESPUÉS DE ESTO, LA CIUDAD DE LAS SIETE COLINAS SERÁ DESTRUIDA Y EL JUEZ JUSTO VOLVERÁ PARA JUZGAR A SU PUEBLO...




jueves, 14 de mayo de 2015

Dios es bueno y nos ama

Dios es bueno y nos ama

No enojarnos con Dios.
Hay muchas personas que, al sufrir algún accidente o mal, o incluso si pierden a un ser querido, se enojan con Dios, dejan de ir a Misa, y se vuelven hoscas con Dios y con las cosas de Dios, y terminan haciéndose malas, o al menos indiferentes para con la religión.
Pero esto le sucede a quien tiene poca fe y no conoce la verdad, no sabe distinguir la actuación de Dios, de la actuación de Satanás.
Porque si nos sucede algún mal, debemos saber que nunca el mismo viene de Dios, sino del Maligno, del pecado y de los hombres malvados, pero jamás puede venir de Dios, porque el mal es una imperfección y Dios no lo puede querer, aunque a veces lo permite porque sabe sacar un bien del mal.
Si perdemos un ser querido porque nos lo arrebata la muerte, debemos recordar que la muerte no la ha hecho Dios, sino que entró en el mundo por medio del pecado, es decir, por la instigación de Satanás.
Así que estemos atentos a estos movimientos de nuestro corazón cuando nos sobreviene alguna desgracia o pérdida, para no echarle la culpa a Dios, alejándonos de Él y de su Iglesia, sino más bien correr a refugiarnos en Él y pedirle ayuda para sobrellevar el dolor causado por el demonio o las criaturas.
No hagamos que el demonio cante victoria al vernos enojados con Dios, y por ende, alejados cada vez más de Él, porque justamente eso es lo que busca el diablo, que estemos lejos de Dios, para poder atraparnos y tenernos más dominados.
Recordemos el Libro de Job, cuando era el demonio el que le causaba todos los daños, si bien Dios lo permitía. Y el diablo lo hacía para que el justo Job maldijera a Dios, se enojara con Él, y entonces así pecara y fuera esclavo del demonio.
Estemos atentos a estas cosas, porque incluso nadie las dice, y a veces hay un lenguaje, incluso en los santos, que pareciera que es Dios el autor del mal. Pero no es así, Dios no puede hacer el mal, aunque lo permite por sus altísimos fines.
¡Bendito sea Dios!

1 comentario:

  1. Oración que salva a millones de pecadores del infierno
    Salva a millones de pecadores que van camino del infierno, porque están en pecado mortal y no tienen quien rece por ellos.VALIDA 24 HORAS.

    Permitida su difusión. Pablo VI en A.A.S., 58-1966. 1185-1186) Pedidos -de estampas con la oración- a Tlf.: 955 68 02 98 Sevilla.

    ¡Oh, Jesús, Redentor del hombre!, que tanto sufriste por el amor y la salvación de los pecadores, sabiendo que no todos iban a aceptar tu Sacrificio…

    Yo quiero unirme a esos Tus sentimientos de Amor, de Perdón y Misericordia, y pedirte en este día la salvación de mil pecadores por cada latido de mi pobre corazón, unidos a los latidos del vuestro y a los del Corazón Inmaculado de María, vuestra Santísima Madre y nuestra, que nos disteis al pie de la Cruz.

    Os lo suplico, por vuestra Preciosa Sangre y vuestra Divina Misericordia. Amén

    ResponderEliminar

TODO COMENTARIO QUE NO CORRESPONDA A LA HERMANDAD ESPIRITUAL, SERA BORRADO, ASÍ MISMO LA INFORMACIÓN, MEDITACIÓN, PEDIDOS DE ORACIÓN, PERCEPCIONES PERSONALES SOBRE LOS ARTÍCULOS PUBLICADOS, SERA ANALIZADOS PARA PERMANECER O NO.-