BIENVENIDO

“…EN LA PERSECUCIÓN FINAL CONTRA LA SANTA IGLESIA ROMANA REINARÁ PEDRO ROMANO, QUIEN PASTOREARÁ A SU GREY EN MEDIO DE MUCHAS TRIBULACIONES. DESPUÉS DE ESTO, LA CIUDAD DE LAS SIETE COLINAS SERÁ DESTRUIDA Y EL JUEZ JUSTO VOLVERÁ PARA JUZGAR A SU PUEBLO...




miércoles, 9 de septiembre de 2015

Los Maravillosos Colores, Sabores, Aromas y Sonidos que Experimentaron los que Estuvieron en el Cielo

Lo que han contado – para nuestro regocijo – quienes tuvieron Experiencias Cercanas a la Muerte.  

Desde el inicio hemos tratado de hacernos una idea de lo que será nuestra morada definitiva, el Cielo. Tenemos dos fuentes, lo que dice la doctrina y la Biblia, que francamente es escueto, y en segundo lugar lo que han visto quienes han tenido experiencias cercanas a la muerte.

Suponiendo que los testimonios de aquellos que murieron y tuvieron un experiencia en lo que ellos llaman ‘cielo’ es real y no mera fantasía, entonces su información agrega datos impresionantes de cómo es ese lugar.

Algunos que han regresa, como Crystal Mc Vea – cuyo testimonio relatamos también en este artículo – han regresado con la misión de contar lo que vieron allí. Y especialmente nos muestra que en medio de este lugar increíble, uno se sana con el enorme amor de Dios.

Lee también estos artículos de la serie:

¿TODO ESTO LO TENDREMOS GRABADO EN NUESTRO CORAZÓN?

En el perfume, tratamos de llevar el olor de santidad que impregna el paraíso, al mundo, que no tiene tal fragancia.
En la música, nuestros más grandes compositores arrebatan sólo un poco de ella.
Hay un paisaje celestial, que aquí se trata de imitar con la cortadora de césped y podadora de setos. Ahí están los grandes edificios con columnas en el cielo, que sin saberlo, imitamos en los edificios del gobierno y viejas iglesias (pálidas semejanzas con hollín).

Tratamos de comparar el Cielo en la tierra (en realidad no nos damos cuenta de lo que estamos haciendo). En el paraíso, hay estructuras enteras compuestas de lo que parece insondables piedras preciosas, aquí en la tierra, tenemos que pagar enormes cantidades por pequeñas piedras pulidas. Hay despliegues de Aguas Vivas que se imitan en la tierra con fuentes.  

REVIVIR EN EL CIELO

Las imágenes, los sonidos y los aromas de la eternidad se transmitieron notablemente en un libro titulado Un lugar llamado Cielo, por un hombre llamado Richard Sigmund que fue declarado “muerto” el 17 de octubre de 1974, después de un accidente de coche devastador. Desde entonces, ha escrito otro libro aún más detallado, Mi Tiempo en el Cielo.
Sigmund, un predicador cristiano muy conocido, sobrevivió pero no revivió en la tierra hasta que se le dio un recorrido por la vida futura (durante ocho horas de inconsciencia, al parecer).
Es una de las descripciones más detalladas del “otro lado” que se ha visto nunca. Casi como si lo transportaran allí.
Había un camino de oro de seis pies de ancho y grueso. Había un jardín hasta donde Sigmund podía ver.

Había hojas de hierba que si se arrancaban y caían reanudaban su crecimiento (no hay muerte en el cielo). Había flores de todos los tamaños imaginables y colores. Rosas de cuatro metros de diámetro parecía como si pesaran cincuenta libras. Nubes y nubes de flores que parecían cantar.

No es de extrañar que Tomás de Aquino dejara reflexiones teológicas después de haber experimentado cosas similares.

LOS RESPLANDORES

Un cielo que tenía claros cristales de color azul y aún rosetas. ¿Árboles de cuatro millas de ancho y 2.000 pies de altura – algunos con hojas en forma de enormes diamantes? ¿Sólo la imaginación?
Todo es asombrosamente similar a lo que cientos de personas han reportado durante episodios clínicos – que son más mucho cohesivos que alucinaciones o sueños.
Un árbol que me llamó la atención era de cristal muy claro, escribió Sigmund.

Me dijeron que era un árbol de Diadema. Cada hoja era una forma de lágrima como un candelabro de cristal. Y había un continuo sonido de campanas procedentes de las hojas a medida que rozaban unas con otras por la suave brisa, un hermoso sonido de cristal. Se les podía tocar y el sonido podía resplandecer. 

Cada hoja, cada rama, el árbol entero despedía un resplandor enorme con todos los colores que se encontraban en la nube de gloria. Brillaba con luz y sonido. El árbol estaba en llamas de gloria. La llama comenzaba en la raíz y hacía todo el camino a través de las ramas hacia las hojas como araña”.
Es como las nubes de “gloria” en el Antiguo Testamento. Tal vez el cielo descendía más fácilmente en ese entonces porque estábamos más cerca de la Creación.
Cuanto más cerca Sigmund iba hacia el Trono de Dios, la descripción era más increíble sobre los árboles.

¿HAY COMIDA EN EL CIELO?

No como en la tierra.
En la eternidad, el sustento de ese tipo, por supuesto, no es necesario.
Pero Dios sigue ofreciendo delicias, él y otros dicen que hay delicias que en gran medida también tenemos en la tierra, pero como meros negativos de fotografías del cielo, como simples sabores diminutos.
¡Cuán literal fue Jesús cuando dijo que Él era comida de verdad! (Y qué pocos entienden la etérea importancia del maná que llamamos Eucaristía).
“Me acerqué a lo que yo pensaba que era un nogal, escribe Sigmund, quien es oriundo de Des Moines, Iowa.
”Me dijeron que tomara y comiera”.

“La fruta era en forma de pera y de color cobre. Cuando la cogí, otras frutas crecieron en su lugar al instante. Cuando el fruto tocó de mis labios, se evaporó y se fundió en las cosas más deliciosas que he probado nunca. Era como miel, zumo de melocotón y zumo de pera. Era dulce, pero no azucarada. Mi cara se llenó del jugo de la fruta. Pero nada de ninguna manera puede corromperse en el Cielo. Fue una experiencia maravillosa que todavía puedo saborear hoy”.

NI OÍDO OYÓ, NI OJO VIO

Los aromas del Cielo se fortalecen. El agua no te ahoga. Millones juegan en ella y hacen castillos de arena en el fondo de un “lago”.
La gente cose prendas de vestir – pero sin agujas en las manos.
El aire se llena con los sonidos de gigantescos de carillón. El sonido cura.
Hay moradas. Hay mansiones. Es la Ciudad de Dios. Había innumerables ángeles de todo tipo.
El Cordero es la luz, y Él viene a través de todo. Al igual que con muchas de estas experiencias, en las palabras de la Escritura encontramos una fuerte confirmación. Había auditorios que parecen que podían albergar a diez millones.
Había edificios que parecía que estaban hechos totalmente de marfil entrelazado con oro y plata, que eran “sólidos” pero transparentes,palpables pero no físicamente. Había alegría hilarante. Había colores desconocidos, miles de ellos. No había corriente eléctrica pero había luces en todas partes.
“No puedo expresar con palabras lo bonito que era ver a todas estas personas diferentes con los adornos fabulosos”, escribe Sigmund. 
Era a causa de la unción; en ninguna parte vi joyas colgando de la gente. No era necesario. El resplandor de la sola presencia de Dios hace que una persona sea hermosa.

El mobiliario era extraordinario, más allá de cualquier descripción. Vi lo que parecía ser una silla, similar a un sillón reclinable. No llegué a sentarse en ella, pero vi sentado a alguien. Mientras lo hacía, la silla se moldeaba alrededor, lo que le proporcionaba una comodidad tremenda.

Había gradas y asientos, asientos hermosas que eran tallados a mano e increíblemente cómodos para sentarse. Cualquier cosa para sentarse en el Cielo es confortable para siempre”.
crystal mc vea y familia
Crystal Mc Vea y Familia

CRYSTAL MCVEA VOLVIÓ CON LA MISIÓN DE CONTAR LO QUE VIO Y SINTIÓ

Murió por nueve minutos y Dios se le reveló. Crystal McVea dice que no tuvo un sueño. Ella había muerto y dice que se despertó en el cielo. Crystal recuerda que:

“Al instante caí de rodillas frente a Él. Yo sabía que estaba en la presencia de Dios”. “Y era este Dios que había seguido toda mi vida.”

Crystal había sido violada de niña y llevado después una vida desordenada, hasta que ingresó en un hospital por una operación de rutina y murió. Estuvo 9 minutos en el cielo donde Dios le reveló su vida y Su amor. Y volvió a la Tierra cambiada y con la misión de contar lo que le había sucedido.
En su adolescencia, Crystal comenzó a usar drogas y alcohol y era promiscua. Para cuando tenía 21 años, Crystal era una madre divorciada con dos hijos. Finalmente a los 28, se estableció y se casó con Virgil y tuvieron gemelos. Diez meses después, en diciembre de 2009, los médicos realizaron un procedimiento de rutina que desencadenó en pancreatitis y murió en el Hospital.

LLEGA EN PRESENCIA DE DIOS

Crystal recuerda:
“La primera cosa que recuerdo haber tenido conocimiento era que yo seguía siendo yo. Y yo seguía siendo la que acababa de decir a mi madre que la quería y murió. Y yo estaba muy consciente del hecho de que acababa de morir. 
Pero también de que mi yo había existido desde el momento en que Dios me había creado. La luz vino a mí como si yo estuviera en el medio del túnel. Sin embargo, se prolongó durante toda la eternidad. Recuerdo que estaba tan en paz y bañada en esa luz y ese amor”.
Ella sabía que estaba en la presencia de Dios.
“Yo no vi una cara”, dice Crystal. 

“Yo no vi ninguna otra característica distinta que esta hermosa luz. Ypalabras como “increíble”, “perfecto” y “hermoso”, quedan drásticamente cortas. Yo no podía tener suficiente de Él. Yo no podía respirar lo suficiente de Él. No podía acercarme lo suficiente a la luz, y la luz estaba toda sobre mi cuerpo”

Luego Crystal dice que trató de hacer a Dios una pregunta. Crystal dice:
Yo quería saber por qué él no me amaba. O por qué permite que las cosas malas sucedan. Y sin embargo, mientras estaba de pie frente a Él, lo enfrenté y caí de rodillas y levanté mis manos, gritando la pregunta: ‘¿Por qué no puedo hacer más por ti?’. 
En un instante, Él me reveló Su verdadero yo, que es el amor. Yo realmente nunca había adorado a Dios jamás en toda mi vida. Pero me quedé frente a Él y lo adoré. Y mientras estaba allí en adoración sobrecogida por este Creador, yo recuerdo haber dicho, ‘yo podría adorarte por toda la eternidad’”.
en el cielo

DIOS SE LE REVELÓ

Crystal viajó con Dios por un túnel hacia las puertas del cielo. Se dio cuenta de que una niña pequeña iba delante de ella. Crystal recuerda:
“Llevaba un gorro en la cabeza y tenía una pequeña cesta blanca en la mano. La vi recoger su canasta y sumergirla en la luz. Ella recogía y luego la volcaba a la luz, como si fuera agua. Y la luz se convertía en cascada fuera de su canasta y tiraba su cabeza hacia atrás. Y ella reía. Y cada vez que ella reía, cada vez que se movía, mi espíritu comenzaba a hincharse, como si fuera un globo con amor”.
Dios le reveló a Crystal que se estaba viendo a sí misma a los tres años de edad. Crystal dice:

Ella era yo en el momento en que el enemigo entró en mi vida y me susurró que yo no valía nada, que estaba ultrajada, que era asquerosa, y que tenía todo lo que me merecía. Ella tenía 3 años de edad, había oído que Dios no la amaba, que la había abandonado; que la había abandonado a ella, o que Dios no existía. Y Él me permitió saber que Él me había dejado mirar a través de sus ojos y ver la verdad. Y la verdad me liberó”.

Todas las dudas de Crystal sobre la existencia de Dios y de su amor por ella se desvanecieron.
“Recuerdo lo que se siente al estar en cadenas”, dice Crystal. 
“Y recuerdo el momento en que Él me tomó. Yo era libre. Y Él no dijo, ‘Crystal, Te amo’, Él me permitió experimentar su amor y su amor casi me hizo explotar“.

Y CRYSTAL VOLVIÓ A LA TIERRA

Luego Crystal dice que escuchó a su madre llamándola por su nombre. Crystal recuerda:
“Y yo dije: ‘¿Puedo ir a decirle a ella que estoy bien? Y Él dijo: ‘La elección es tuya’. Y me alejé de esta luz para ir a donde la voz de mi madre venía. Y cuando volví, él dijo: ‘Diles lo que puedas recordar’. 

Y me acuerdo de volver a decirle, ‘voy a recordar todo, y voy a estar de vuelta’. Y miré hacia abajo a través del suelo de este túnel del cielo, y era como si estuviera mirando un millón de diamantes brillantes. Y en el instante en que me di cuenta de esas sustancias similares al diamante, yo estaba de vuelta en mi cuerpo”.

Crystal se despertó en el hospital rodeada por el equipo médico. Crystal dice:
“Y me volví a mi madre que estaba llorando y le dije que yo estuve en el cielo y que estuve con Dios, y que estuve en la más hermosa luz. Y que estaba bien”.
Crystal abandonó el hospital 8 días más tarde. Ella salió de allí como una persona diferente.
Mi vida ha cambiado por completo”, dice Crystal. “La persona que murió en ese cuarto de hospital no era la misma persona que regresó de muchas maneras diferentes. Pero la diferencia es que yo sé que hay un Dios que nos ama. Sé que hay un Padre que realmente nos escucha, que realmente nos está conteniendo“.
Crystal ha escrito sobre su viaje un best seller, llamado “Despertar en el Cielo”.
Crystal dice:
“La gente a menudo me pregunta, ¿Cuál es su mensaje? ¿Qué mensaje Él envía de vuelta con usted?  Y es muy simple. 

Que simplemente no importa quiénes somos, lo que hemos hecho, lo que se nos han hecho, sino que su amor es tan grande y tan inmenso que abarca todo. Y que tenemos ese amor, no por nada de lo que hemos hecho para merecerlo, sino porque Él nos encuentra dignos, porque Él nos da la opción de elegirlo a Él”.

1 comentario:

  1. Crean que es real, sabían que físicamente ( desde el punto de vista de la física) todo lo que vemos como colores en éste mundo es una ilusión, lo que vemos como color es en realidad lo que se refleja de la luz solar. Por ejm. el verde de las hojas, en realidad las hojas de la vegetación son de cualquier color, menos el verde, pues las hojas ( como todo en éste mundo) absorben la luz solar y la onda del verde es la que rechaza, refleja, por eso la luz solar entra en la hoja en TODAS sus ondas de colores menos el verde. Lo mismo pasa con cualquier objeto sea animado o no. Por eso los físicos dicen que los colores como vemos éste mundo es una ilusión óptica.
    Comenté esto, pues tengo 2 parientes que son hermanos, que tuvieron la experiencia de morir y volver. Y ambos cuentan que volaban sobre un campo de cesped, pero el color no era verde, sino multicolor, el pasto , los arboles, eran como el arco iris, de muchos colores.
    Lo asocie ésto a lo que dije mas arriba de los colores, y comprobé que es verdad lo que dicen.
    Saludos

    ResponderEliminar

TODO COMENTARIO QUE NO CORRESPONDA A LA HERMANDAD ESPIRITUAL, SERA BORRADO, ASÍ MISMO LA INFORMACIÓN, MEDITACIÓN, PEDIDOS DE ORACIÓN, PERCEPCIONES PERSONALES SOBRE LOS ARTÍCULOS PUBLICADOS, SERA ANALIZADOS PARA PERMANECER O NO.-